Blog de fidel Idea guardada 47 veces
La valoración media de 267 personas es: Excelente

Ansiedad por separación en perros adultos: cómo detectarla y tratarla


Uno de los trastornos más frecuentes en todas las razas de perros es el trastorno de ansiedad por separación en perros adultos. Cuando decimos separación, nos referimos a separación temporal entre el dueño y el perro.



Se establece esta diferenciación entre perros adultos y cachorros porque se considera que ciertos comportamientos típicos del trastorno son hasta cierto punto “normales” o esperables en cachorros.

No así en perros de cierta edad. Pues ya deberían encontrarse acostumbrados a la rutina de sus dueños y a las salidas temporales que éstos hacen para realizas sus actividades cotidianas. 

Pese a ser un trastorno muy común que en teoría no deriva en principio de una afectación a la salud física del perro, sí es una condición peligrosa pues debilita y desgasta el vínculo entre el dueño y el animal.

Para que podamos evitarlo, nos gustaría compartir los síntomas que nuestro amigo manifestará si tiene este trastorno. Por favor, si detectas alguno de estos síntomas es urgente que acudas al veterinario para solucionarlo lo antes posible.



7 síntomas de ansiedad por separación en perros 

1-  Ladra y aúlla 

Si al regresar a casa notamos una mirada asesina de los vecinos, puede ser porque nuestro perro no dejó de ladrar de forma desesperada desde que nos fuimos. Una de las técnicas usadas actualmente para combatir el ladrido incontrolado son los collares antiladridos.

2- Mal comportamiento

Causa destrozos y rompe cosas. Fácil de detectar cuando regresamos a casa y todo es un desorden.

3- Hace sus necesidades en lugares donde no debería

En algunas ocasiones, parece que nuestra mascota se ha empeñado en hacer el mayor desorden posible con sus excrementos, aunque ya lo hayamos sacado a hacer sus necesidades. Cuando se trata de ansiedad por separación, es muy común que las deposiciones del animar tengan textura de diarrea. 

4- Deja de comer

Si nuestro fiel amigo no se alimenta durante nuestra ausencia, puede deberse a un estado muy agudo de depresión o ansiedad mientras no nos tiene cerca. 

5- Babea, suda en exceso o hiperventila

Todas estas son manifestaciones fisiológicas de miedo o ansiedad intensas. Incluso pueden aparecer desde el momento en que el animal anticipa nuestra salida. 

6- Desarrolla problemas gastrointestinales

Como resultado del estrés del animal, pueden aparecer todos los problemas gastrointestinales relacionados. Entre ellos se incluye:  diarrea, vómitos y úlceras. 

7- Desarrolla conductas auto-agresivas

No siempre son fáciles de detectar. Por eso es recomendable que acudas al veterinario con tu mascota para una buena revisión en busca de lesiones o golpes si sospechas que padece ansiedad por separación en perros adultos.



Causas 

Todos los animales experimentan un cierto nivel de estrés cuando cambian las condiciones del exterior. Sin embargo, si se mantiene una rutina, el perro adulto debe estar acostumbrado a quedarse solo de vez en cuando.  

Cuando el perro reacciona a estímulos que no representan ningún tipo de amenaza, se puede sospechar que se trata de un trastorno de estrés

Sin embargo, si el animal se anticipa sin razón a eventos negativos, y a causa de ello no logra quedarse tranquilo cuando está solo, se trata de ansiedad

Algunos animales son mucho más sensibles que otros a quedarse solos. Esto puede estar relacionado con alguna configuración particular en el cerebro del perro, determinada por la genética o la raza.

Pero este trastorno es principalmente un problema psicológico de aprendizaje y de adaptación social que puede derivarse en:

- Abandono o maltrato cuando era muy pequeño
- El animal no tiene cubiertas sus necesidades básicas cuando está solo. 
- Excesiva atención cuando era cachorro (aunque es preferible mimarlo mucho que desarrollar un incorrecto vínculo de apego con él)
- Vínculo ambivalente con el propietario. Es decir, la conducta del dueño no es constante y varía radicalmente entre los polos de la agresividad y el afecto. 
- Trauma severo en ausencia del dueño
- El perro se contagia de la ansiedad o el estrés que demuestran sus dueños.

Tratamientos 

En primer lugar, no hay que confundir nunca el trastorno de ansiedad por separación en perros adultos con la frustración o el aburrimiento.  

Lo primero es determinar con toda honestidad si las necesidades físicas, emocionales y lúdicas de nuestro perro están cubiertas mientras nosotros no estamos.

Mantener a un animal en un espacio demasiado pequeño, sin estímulos con los que se pueda distraer, o en un espacio con temperaturas demasiado calurosas o frías, claramente logrará que el animal odie quedarse solo. 

Además, una cosa es dejar al perro solo durante la jornada laboral, y una muy distinta es alargar este lapso a capricho e irresponsabilidad del dueño. Un animal que no sabe si se quedará solo por ocho horas o por veinte, evidentemente desarrollará una fobia más que natural al abandono.



Dejar a un animal solo por mucho tiempo es una crueldad, ya que nuestra mascota depende de nosotros para alimentarse, asearse y cubrir sus necesidades emocionales básicas.

Si, llegados a este punto, sospechas que la conducta de tu perro se debe a una falta de constancia en los cuidados que le ofreces el momento para que te enfoques en él y le des todo el cariño que necesita

En caso de que estés cubriendo adecuadamente todas sus necesidades, puedes seguir estas recomendaciones para acostumbrar a tu perro a quedarse sólo sin necesidad de que exista un drama para ambos de por medio.

1. Mantén la rutina para que el perro sepa cuándo te retiras y cuándo regresas.

2. Integra en la rutina un paseo a tu perro antes de irte al trabajo.

3. Utiliza algún producto con feromona apaciguadora.

4. Recurre a tu veterinario para descartar algún problema de salud.

5. Recompensa a tu perro cuando regreses a casa y descubras que se ha portado bien. 

6. Considera dejar a tu mascota en alguna pensión o curso de adiestramiento canino una o dos veces por semana.

7. Como último recurso, y sólo en casos muy agudos, puedes solicitar a tu veterinario que te ayude con alguna medicación provisional para la ansiedad. 

Por último, recuerda que, si tu mascota manifiesta algún síntoma de ansiedad por separación en perros adultos, lo primero que debes hacer es consultar a tu veterinario. Comprende que debes ayudar y apoyar en todo a tu amigo peludo para que supere esa difícil etapa. 

Fuente: https://www.decaninos.com/
 
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos