comunidades

Enfermedades víricas del perro

El dia de hoy estaremos habland ode como tratar las enfermedades víricas del perro, en este artículo conocemos cuáles son las enfermedades víricas más importantes en perros, sus síntomas, contagio, diagnóstico, tratamiento y, sobre todo, cómo prevenirlas.



Seis son las enfermedades más habituales en los perros, las vemos a continuación:

PARVOVIRUS

Es una enfermedad vírica que afecta principalmente a los cachorros de entre el destete y los 6 meses de edad, aunque se han dado casos en los que la enfermedad ha sido detectada en animales adultos no vacunados.

El Parvovirus se transmite vía oronasal, siendo las heces la principal fuente de infección, ya que este virus puede permanecer latente en el medio varios meses. Los perros pueden transportar el virus en el pelo, patas e incluso (como cualquier virus) podemos llevarlo nosotros mismo en los zapatos. Otra forma de contagio es por vía intrauterina, una perra gestante que se encuentre infectada por el virus, puede transmitirlo a los cachorros, así como en la lactancia.

Se pueden presentar síntomas como: anorexia, letargia, vómitos, fiebre, diarrea con sangre, deshidratación (por la pérdida de líquidos)… Si no se aplica un tratamiento, entre 2-3 días puede ocasionar la muerte del animal. El tratamiento, tratándose de un virus, es sintomático: antitérmicos, sueroterapia, antibióticos, antiheméticos… Se diagnóstica por medio de un test especifico en heces.

La prevención de dicha enfermedad es por medio de la vacunación a partir de las 6 semanas de vida del animal, repitiéndose a las dos semanas y por último al mes de esta última vacuna, muy importante la revacunación anual.

Hay razas con más predisposición como pueden ser, el pastor alemán, Yorkshire terrier, Doberman, Pitbull, Rottweiller…



MOQUILLO CANINO

El moquillo es una enfermedad muy contagiosa con un índice de mortalidad de un 85%. Se transmite por vía oronasal al diseminarse el virus por vía aérea. Afecta a cachorros de entre 2 y 6 meses de edad, también al igual que en el parvovirus se han observado casos en perros mayores no vacunados.

Sus síntomas son inespecíficos, aunque se podrían catalogar en tres estados: 

- Procesos respiratorios: secreción nasa, tos, mucosidad, fiebre.
- Procesos Digestivos: Anorexia, diarreas, vómitos, déficit en la deglución.
- Síntomas neurológicos: convulsiones, tics... (normalmente en fases avanzadas o terminales).
- En el caso de que el perro logrará salir adelante podría tener secuelas: óseas, neurológicas, oculares, etc.

Su diagnóstico se basa en realizar pruebas sanguíneas en laboratorio.

Su tratamiento, como en cualquier virus en sintomático: sueroterapia, antibiótico, protectores gastrointestinales, antinconvulsivos, antinflamatorios...

La prevención es la vacunación a partir de las 6 semanas de vida del perro luego se continuará según protocolo veterinario, es muy importante la revacunación anual.

HEPATITIS

Se trata de una enfermedad vírica transmitida por un adenovirus tipo II de transmisión oronasal, a partir de las secreciones de un animal enfermo. La enfermedad puede afectar a todas las edades, aunque los cachorros son más sensibles.

Las lesiones que produce el virus son a nivel hepático, de hecho uno de sus síntomas son valores hepáticos altos. Otros síntomas pueden ser lesiones oculares (edema de córnea), fiebre, adenopatías, vómitos, diarrea, abdomen agudo.

Su diagnóstico a parte de la observación del perro se basa en pruebas sanguíneas.

El tratamiento de la hepatitis, como hemos mencionado en anteriores virus, es sintomático: colirios anestésicos oculares, protectores hepáticos, antibióticos…

La prevención es por medio de la vacunación a los dos meses de edad, revacunando al mes y posteriormente revacunaciones anuales.



LEPTOSPIROSIS

Es una enfermedad considerada una zoonosis (se transmite al hombre). Los perros pueden contraer la enfermedad a cualquier edad. La forma de contagio es por beber aguas estancadas, residuales… contaminadas con orina (de roedores, canes, herbívoros, etc.) o por contacto directo con la orina del perro infectado.

Su sintomatología se puede presentar en tres etapas: aguda, subaguda y crónica. Fiebre, postración, problemas hepáticos, ictericia (coloración amarillenta de la piel y de las mucosas), fallo renal y hepático.

El diagnóstico de la Leptospirosis es complicado, se deberán realizar pruebas sanguíneas.

Su tratamiento será sintomático: sueroterapia, antibióticos, protectores hepáticos…

La prevención siempre con vacunación a partir de los 2 meses y continuando según protocolo veterinario y  posteriormente con vacunación anual.

RABIA

Es una enfermedad considerada como una zoonosis (se transmite al hombre). La transmisión de la Rabia es por mordidas o simplemente por la saliva de un animal infectado. A nivel mundial el perro es uno de los principales portadores sobre todo si no tienen la vacunación al día a través de la mordida de otros animales como son los múrcielagos, mapaches, gatos, zorros…

Los síntomas de la rabia pueden aparecer entre las  3-6 semanas tras el contagio. Pueden empezar con cambios de conducta (cariñoso- agresivo y viceversa). Luego pueden pasar a estar hiperactivo, agresividad extrema, convulsiones.. y por último pueden desarrollarse parálisis musculares en cabeza y cuello, insuficiencia respiratoria.

Su diagnóstico se realiza una vez muerto e animal puesto que se debe realizar un análisis del tejido nervioso del cerebro.

No existe tratamiento.

Prevención, como siempre, la vacunación. Dependiendo del país, ciudad, se establecerá un protocolo de vacunación

TRAQUEOBRONQUITIS INFECCIOSA

Es una enfermedad causada por varios agentes (parainfluenza, herpesvirus, adenovirus). Actualmente es altamente contagioso, se transmite por vía oculo nasal, teniendo más predisposición en masificaciones de perros (parques, criaderos, residencias caninas, protectoras, perreras).

Su sintomatología suele ir acompañada de tos seca, rinitis, descarga mucopurulenta, conjuntivitis, bronconeumonía, fiebre…

Su tratamiento será a base de antibióticos, antinflamatorios, antitusivos, broncodilatadores (si llegase el caso).

Prevención como siempre la vacunación siempre bajo protocolo veterinario.

Es un artículo del CENTRO VETERINARIO REYES MAGOS
Centro quirúrgico especializado AHC
Contacto: c.v.reyesmagos@hotmail.com  -   918835039 
Av. Daganzo, 4. Alcalá de Henares, 28806 (Madrid)

 
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Modificado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos